En el año 2009, el profesor de Epidemiología y Bioestadística de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Carolina del Sur, Steven Blair, publicó en la prestigiosa revista científica British Journal Sports Medicine  un artículo llamado  “La inactividad física: un gigantesco problema de salud pública del siglo XXI” (“Physical inactivity: the biggest public health problema of the 21st century”), en el cual se estudió a 53785 personas (40842 hombres y 12943 mujeres) y las causas de las 3824 muertes (3333 hombres y 491 mujeres).

El autor define el concepto Fracción Atribuible como: “la estimación de muerte que se habría evitado” (“is an estimate of the number of deaths in a population that would have been avoided”)

Y como se puede ver, el primer factor al que se atribuye un mayor porcentaje de muertes que se podían haber evitado es una baja condición cardiorespiratoria (Low Cardiorespiratory Fitness), por encima de otras causas muy famosas como son: la obesidad, hipertensión, el colesterol elevado e incluso el tabaquismo.

En este mismo artículo se siguió paralelamente a 2316 con diabetes tipo II durante casi 16 años. Y en este periodo de tiempo murieron 179 sujetos por enfermedad cardiovascular. El autor recogió los datos de IMC y Capacidad Cardiorespiratoria de todos los fallecidos y se obtuvo la siguiente gráfica.

Como se puede observar, los hombres obesos que tenían una moderada o alta capacidad cardiorrespiratoria tenían menos de la mitad del riesgo de morir por enfermedad cardiovascular que los hombres normopesos pero con baja capacidad cardiorrespiratoria. Indudablemente la conclusión no es que no tiene importancia la obesidad, si no que tener una baja capacidad cardiorrespiratoria aporta mayor probabilidad de morir por una enfermedad cardiaca que otros factores ya tan asumido como puede ser la obesidad. Por tanto la idea que se lanza es que sí estoy en normopeso y además tengo una alta capacidad cardiorrespiratoria estoy en el subgrupo de población con menor riesgo de morir por una enfermedad cardica.

Categorías: Sin categoría

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.